Salamanca y Plasencia

923 27 11 78 / 608 16 62 32 / 927 41 04 72

ÚNICO CENTRO DE REPRODUCCIÓN ASISTIDA EN SALAMANCA. TODOS LOS TRATAMIENTOS SIN DESPLAZAMIENTOS

 

FACTORES QUE INFLUYEN EN LA FERTILIDAD

FACTORES QUE INFLUYEN EN LA FERTILIDAD.
Clínica Mencía, informa:

Existen una serie de factores relacionados con nuestro estilo de vida que afectan a nuestra fertilidad, tanto en el caso de la mujer como del varón.

-Tabaco. Fumar aumenta los riesgos de aborto, de embarazo ectópico (fuera del útero) y el tiempo necesario para lograr la gestación. Durante un tratamiento de fertilidad, la mujer fumadora tiene menos probabilidades de quedarse embarazada y se necesita más medicación para estimular sus ovarios. En el caso del varón, el tabaco tiene un efecto negativo sobre los espermatozoides (concentración, movilidad, morfología, capacidad funcional).
-Alcohol. Las mujeres son más susceptibles al efecto nocivo del alcohol por tener una absorción gastrointestinal más rápida y una metabolización más lenta a través de la enzima alcoholdeshidrogenasa. Además, dicha enzima, se expresa en menor cantidad en las mujeres. Un consumo moderado-alto se relaciona con problemas de la ovulación ya que se puede alterar la regulación hormonal que lleva a la consecución de un ciclo ovárico normal. También existe mayor tasa de aborto y peor pronóstico perinatal. En el caso de los varones, a mayor consumo de alcohol, más probabilidad de producir disminución de la producción de testosterona y de espermatozoides maduros. En casos más severos, disminución de la libido, impotencia y atrofia testicular.

-Alimentación. Seguir una alimentación saludable es fundamental para conseguir el embarazo y el desarrollo adecuado del feto. Existen nutrientes que influyen en la calidad de los gametos (óvulos y espermatozoides). Destacaremos el ácido fólico, las vitaminas C y D, los minerales calcio, hierro y zinc y los ácidos grasos omega 3.La dieta mediterránea es rica en todos estos nutrientes.
-Tóxicos químicos (herbicidas, contaminación...). Algunas de estas sustancias interfieren en nuestro sistema hormonal alterándolo. Debemos destacar, en especial, el efecto negativo de estos compuestos sobre los espermatozoides (disminuyendo la concentración, movilidad y afectando también a la morfología).

-Drogas. Todas las drogas afectan a la salud y por tanto también a la función reproductora. Poniendo el ejemplo de la marihuana, provoca disminución de los niveles de testosterona y disminución de la calidad y cantidad de espermatozoides.

-Cafeína. Se ha descrito que dosis superiores a 3 tazas de café/té al día pueden tener un efecto negativo sobre la fertilidad tanto en hombres como en mujeres. En el caso concreto de las mujeres parece tener un efecto adverso sobre la funcionalidad de las trompas de Falopio, donde tiene lugar la fecundación.

-Medicación. Algunos tipos de medicación (antibióticos, antihistamínicos, diuréticos, algunos analgésicos, antidepresivos...) pueden afectar a la función reproductora de diferentes maneras. Algunos incluso, como los antidepresivos, alteran el comportamiento, afectando también a la libido.

-Estrés. Un alto nivel de estrés puede afectar a nuestro sistema hormonal y por tanto, a la fertilidad. En el caso del varón puede dar lugar incluso a episodios de impotencia. En la mujer puede provocar incluso la supresión del ciclo menstrual
.
-Sedentarismo y obesidad. Así como el deporte extremo puede afectar negativamente a la función reproductora, en algunos casos, anulándola; la ausencia de ejercicio físico y la obesidad han sido relacionados con una alteración del equilibrio hormonal, al aumentar el porcentaje de grasa en nuestro cuerpo.

Por todo esto, debemos insistir en la importancia de un estilo de vida saludable si se está buscando un embarazo, en especial cuando se requieren técnicas de reproducción asistida.

En Clínica Mencía, te aconsejaremos como mejorar tus hábitos de vida para conseguir mejores resultados.

FACTORES QUE INFLUYEN EN LA FERTILIDAD.
Clínica Mencía, informa:

Existen una serie de factores relacionados con nuestro estilo de vida que afectan a nuestra fertilidad, tanto en el caso de la mujer como del varón.

-Tabaco. Fumar aumenta los riesgos de aborto, de embarazo ectópico (fuera del útero) y el tiempo necesario para lograr la gestación. Durante un tratamiento de fertilidad, la mujer fumadora tiene menos probabilidades de quedarse embarazada y se necesita más medicación para estimular sus ovarios. En el caso del varón, el tabaco tiene un efecto negativo sobre los espermatozoides (concentración, movilidad, morfología, capacidad funcional).
-Alcohol. Las mujeres son más susceptibles al efecto nocivo del alcohol por tener una absorción gastrointestinal más rápida y una metabolización más lenta a través de la enzima alcoholdeshidrogenasa. Además, dicha enzima, se expresa en menor cantidad en las mujeres. Un consumo moderado-alto se relaciona con problemas de la ovulación ya que se puede alterar la regulación hormonal que lleva a la consecución de un ciclo ovárico normal. También existe mayor tasa de aborto y peor pronóstico perinatal. En el caso de los varones, a mayor consumo de alcohol, más probabilidad de producir disminución de la producción de testosterona y de espermatozoides maduros. En casos más severos, disminución de la libido, impotencia y atrofia testicular.

-Alimentación. Seguir una alimentación saludable es fundamental para conseguir el embarazo y el desarrollo adecuado del feto. Existen nutrientes que influyen en la calidad de los gametos (óvulos y espermatozoides). Destacaremos el ácido fólico, las vitaminas C y D, los minerales calcio, hierro y zinc y los ácidos grasos omega 3.La dieta mediterránea es rica en todos estos nutrientes.
-Tóxicos químicos (herbicidas, contaminación...). Algunas de estas sustancias interfieren en nuestro sistema hormonal alterándolo. Debemos destacar, en especial, el efecto negativo de estos compuestos sobre los espermatozoides (disminuyendo la concentración, movilidad y afectando también a la morfología).

-Drogas. Todas las drogas afectan a la salud y por tanto también a la función reproductora. Poniendo el ejemplo de la marihuana, provoca disminución de los niveles de testosterona y disminución de la calidad y cantidad de espermatozoides.

-Cafeína. Se ha descrito que dosis superiores a 3 tazas de café/té al día pueden tener un efecto negativo sobre la fertilidad tanto en hombres como en mujeres. En el caso concreto de las mujeres parece tener un efecto adverso sobre la funcionalidad de las trompas de Falopio, donde tiene lugar la fecundación.

-Medicación. Algunos tipos de medicación (antibióticos, antihistamínicos, diuréticos, algunos analgésicos, antidepresivos...) pueden afectar a la función reproductora de diferentes maneras. Algunos incluso, como los antidepresivos, alteran el comportamiento, afectando también a la libido.

-Estrés. Un alto nivel de estrés puede afectar a nuestro sistema hormonal y por tanto, a la fertilidad. En el caso del varón puede dar lugar incluso a episodios de impotencia. En la mujer puede provocar incluso la supresión del ciclo menstrual
.
-Sedentarismo y obesidad. Así como el deporte extremo puede afectar negativamente a la función reproductora, en algunos casos, anulándola; la ausencia de ejercicio físico y la obesidad han sido relacionados con una alteración del equilibrio hormonal, al aumentar el porcentaje de grasa en nuestro cuerpo.

Por todo esto, debemos insistir en la importancia de un estilo de vida saludable si se está buscando un embarazo, en especial cuando se requieren técnicas de reproducción asistida.

En Clínica Mencía, te aconsejaremos como mejorar tus hábitos de vida para conseguir mejores resultados.

ÚNICO CENTRO INTEGRAL DE REPRODUCCIÓN ASISTIDA EN SALAMANCA TRATAMIENTOS COMPLETOS SIN DESPLAZAMIENTOS. PRIMERA CONSULTA GRATIS

Clínica en Salamanca

  C/ Doctor Navarro número 5
Salamanca, 37006, (Salamanca)

  923 27 11 78 / 608 16 62 32

Clínica en Plasencia

  C/ San Ildefonso, número 4
Plasencia, 10600, (Cáceres)

  927 41 04 72 / 608 16 62 32

Noticias

Localización Salamanca

Localización Plasencia